Mi ‘Top 10’ de ciudades europeas

El otro día en Twitter, al recordar el aniversario de la ‘Primavera de Praga’, comentaba que en mi opinión la capital checa está entre las cinco mejores ciudades de Europa. A raíz de aquello pensé: ¿Cuáles serían las otras cuatro? ¿Y si ampliamos la lista hasta llegar a un ‘top 10’?

Tras no pocas dudas, ahí va una clasificación muy personal:

1. Venecia

IMG_5536 copy

Qué podría decir que no haya cantado y contado ya, sobre las excelencias de la más bella creación del hombre en forma de aglomeración urbana. Los canales y canalettos, los palacios, las iglesias, las góndolas, las cúpulas, los puentes, las calles intrincadas, sus puestas de sol, la Fenice, la Accademia… Nada supera esa conjunción, conservada como un milagro del paso de los siglos. Paradójicamente su riesgo ya no está en una posible ruina, como ocurría años atrás, sino que ahora reside en morir de éxito turístico.

2. Londres

P1080370

La mayor de las aglomeraciones del Viejo Continente son tantas ciudades en una que nunca cansa revisitarla. Multiculturalidad, barrios míticos de las corrientes alternativas, zonas comerciales vibrantes, la City financiera donde no paran de surgir rascacielos, una enorme carga histórica, museos espectaculares y grandes monumentos conforman una amalgama fantástica a la que se añade el toque ‘british’, presuntuoso y al mismo tiempo entrañable hasta rozar lo cómico, que a los continentales tanto nos choca.

3. Roma

IMG_2844 copy

Todos somos romanos. Hablamos algo parecido a su idioma, nuestro sistema político se asienta en ellos, el calendario es muy similar, muchas fiestas son reinvenciones de las latinas, la gastronomía no es tan diferente y nuestras ciudades y redes de carreteras se construyen sobre las que ellos crearon hacer 2.000 años. Por eso volver a Roma es hacerlo a la esencia eterna (para hacer justicia al tópico) de lo que vivimos sin darnos demasiada cuenta. Una gigantesca galería de arte y arquitectura al aire libre, con muchas de las obras más geniales de la historia de la humanidad al alcance de la mano.

4. París

100_9484 2

La ‘grandeur’, el orgullo francés, convertida en una capital a su altura. Si solo existieran la Torre Eiffel, el Louvre, el Sacre Coeur o Notre Dame, colocados repentinamente en medio de un desierto, ya merecerían una visita por sí solos, pero a eso se le añade una sucesión interminable de coquetos bulevares, preciosos jardines, las orillas del Sena, más museos para todos los gustos, la panorámica inconfundible de los Campos Elíseos, la huella napoleónica en el Arco del Triunfo y Los Inválidos o la cercanía de Versalles. La ciudad del amor, de la luz y del “siempre nos quedará…”

5. Praga

IMG_0386

La joya de Bohemia transporta de inmediato a tiempos perdidos hace ya varios siglos. En ella te sientes a ratos Mozart por sus coloridas calles barrocas, y a ratos Drácula cuando cruzas el puente de Carlos y sus inquietantes esculturas. Entre infinidad de torres góticas se oculta un cementerio judío sin parangón en Europa. Todo en un pequeño centro histórico que se despeña sobre el río Moldava para llevarte, en la orilla opuesta, a la belleza de Malastrana y a un castillo-catedral majestuoso. Menudo pack.

6. Ámsterdam

img_6387

Esta sí que es la verdadera Venecia del norte. Rechacen imitaciones. En la capital holandesa los canales tienen tanto protagonismo como en la Serenissima y, aunque el clima no acompaña buena parte del año, lo compensa una perfecta sucesión de casas con tejado escalonado, las esbeltas torres de sus iglesias, el Rijksmuseum y el Van Gogh, las tentaciones del Barrio Rojo y en los alrededores los molinos y los tulipanes. También bicis, muchas bicis, muchas muchas bicis, quesos y cerveza. Suena bien ¿no?

7. Berlín

P1050735

Solo hace 70 años que los europeos se estaban matando salvajemente entre ellos mientras funcionaban enormes fábricas de exterminio humano. Solo hace 30 que la Unión Europea, un territorio ahora sin fronteras, estaba partido por la mitad, con alambradas y muros. Berlín es la prueba de todo ello, y por eso cualquier amante de la historia debería peregrinar hasta ella para comprender, recordar y no repetir los errores. Recuperada de sus cicatrices físicas y psicológicas, ahora es una capital vibrante, moderna, potente y llena de atractivos mucho más alegres.

8. Estambul

IMG_6043 copy

En la frontera con Oriente, en el punto más extremo de Europa, subsiste la vieja Bizancio con su mezcla de culturas, de colores, de idiomas, de olores y sabores que se concentran en el (excesivamente turístico) Gran Bazar. El estrecho del Bósforo, delgadísima línea que nos separa de Asia, ejerce como telón de fondo para edificios soberbios como la Mezquita Azul o la inmensidad de Santa Sofía, el palacio de Topkapi, la legendaria cisterna o la Torre Gálata. Y a su alrededor, una ciudad y un país en pleno crecimiento y modernización.

9.  Florencia

cropped-p1020350.jpg

La tercera ciudad italiana de esta lista que para muchos, lo sé, podría estar la primera. Otra colección de maravillas, otro faro de la cultura occidental, un lugar de riesgo por serio peligro de síndrome de Stendhal. Sus referencia universales tienen nombres tan evocadores como el Duomo, la plaza de la Segnoria, el David, los Ufizzi, el Ponte Vecchio o la Santa Croce. Huelga decir que allí se come, se bebe y se vive tan bien como en el resto del país transalpino.

10. Lisboa

IMG_5027 2

Al lado de España, en una nación hermana donde se nos quiere y se nos recibe con enorme hospitalidad, su capital es una gozada para una escapada que desde muchos puntos de la Península puede hacerse cómodamente en coche. Suma preciosas plazas y calles que adornan el paseo con sus pequeños adoquines, vistas desde el Castillo y la Alfama sobre la desembocadura del Tajo, el ascensor de Santa Justa, un acuario magnífico, el conjunto histórico de los Jerónimos, las noches de fado y los pasteis de Belem. Y hasta una versión reducida del puente de San Francisco.

(Se quedan fuera de la lista, y a algunas cuesta dejarlas en segundo plano, otras como San Petersburgo, Brujas, Viena, Dubrovnik, Copenhague, Estocolmo, Burdeos, Múnich… y seguro que podrían entrar muchas más que no he tenido la oportunidad de visitar)

¿Me ayudáis a completarla/cambiarla/mejorarla?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s