Oporto. La reina del Douro

Portugal es una maravilla que los españoles tenemos a un paso. Un país al que le damos demasiado la espalda en lugar de mirarle como se merece, como una nación hermana con la que compartimos muchísimas cosas. Allí presumen, sobre todo, de dos estupendas ciudades que se disputan el título de la más bonita o la mejor. Son, claro, Lisboa y Oporto. Y esta última tuve la oportunidad de conocerla en esta Semana Santa.

Seguir leyendo “Oporto. La reina del Douro”

Berlín II. Un museo maravilloso, una casa okupa y mucha Navidad

No, no es solo el recuerdo de las guerras y de la división. Berlín es mucho más. Es una gran capital europea y como tal es moderna y pujante. Pero además es alemana, con todo lo que ello conlleva. Es limpia, es ordenada, es eficaz en su transporte público. Tiene espectaculares museos, preciosos patios escondidos, un mito de la okupación y, cuando es temporada, un buen puñado de mercadillos navideños de esos que tanto les lucen en centroeuropa.

 

Seguir leyendo “Berlín II. Un museo maravilloso, una casa okupa y mucha Navidad”

Berlín. Las heridas de la historia (I)

Ninguna ciudad en el mundo vivió tan intensamente el siglo XX. Creyó haber ganado dos guerras mundiales y luego las perdió, fue la capital del horror y luego de la humillación. Vivió casi 30 años partida por la mitad y finalmente, cuando sus habitantes pudieron reencontrarse, volvió a ser la gran capital de la mayor potencia de Europa y se preparó para reconstruir sus heridas y lanzarse de lleno a la modernidad. Berlín es una gigantesca lección para aprender de nuestro pasado, pero también una bonita ciudad para disfrutar de sus nuevos y viejos encantos.

Seguir leyendo “Berlín. Las heridas de la historia (I)”